Inicio NOTICIAS INTERNACIONAL Se rompen las conversaciones nucleares con Irán, Europa y EE. UU. Consternados...

Se rompen las conversaciones nucleares con Irán, Europa y EE. UU. Consternados por la postura iraní

46
0

Conversaciones indirectas entre Estados Unidos e Irán sobre salvar el acuerdo nuclear de Irán de 2015 se interrumpió hasta la próxima semana cuando los funcionarios europeos expresaron su consternación el viernes por las amplias demandas del nuevo gobierno de línea dura de Irán.

La séptima ronda de conversaciones en Viena es la primera con delegados enviados por el presidente anti-occidental de Irán, Ebrahim Raisi, sobre cómo resucitar el acuerdo en virtud del cual Irán limitó su programa nuclear a cambio de un alivio de las sanciones económicas. La elección de Raisi en junio provocó una pausa de cinco meses en las conversaciones, aumentando las sospechas entre los funcionarios estadounidenses y europeos de que Irán está jugando a ganar tiempo mientras avanza en su programa nuclear.

«Irán en este momento no parece tomarse en serio hacer lo que sea necesario para volver al cumplimiento, razón por la cual pusimos fin a esta ronda de conversaciones en Viena», dijo el secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, en la próxima conferencia de Reuters. “Si el camino para volver al cumplimiento del acuerdo resulta ser un callejón sin salida, buscaremos otras opciones”, agregó, sin dar más detalles.

Los diplomáticos dijeron que La delegación iraní había propuesto cambios radicales a un texto que se negoció minuciosamente en rondas anteriores y que los funcionarios europeos habían dicho que estaba terminado en un 70-80%.

‘Decepción y preocupación’

“Hace más de cinco meses, Irán interrumpió las negociaciones. Desde entonces, Irán ha acelerado su programa nuclear. Esta semana, ha retrocedido en el progreso diplomático realizado ”, dijeron altos funcionarios de Francia, Gran Bretaña y Alemania en un comunicado, agregando que Irán estaba exigiendo“ cambios importantes ”al texto.

No está «claro cómo se pueden cerrar estas nuevas brechas en un marco de tiempo realista», agregaron.

Las tres potencias europeas expresaron «decepción y preocupación» por las demandas de Irán, algunas de las cuales dijeron que eran incompatibles con los términos del acuerdo o iban más allá de ellos.

El acuerdo de 2015 impuso límites estrictos a las actividades de enriquecimiento de uranio de Irán, extendiendo el tiempo que necesitaría para producir suficiente material fisionable para una bomba nuclear, si así lo deseaba, a al menos un año de alrededor de dos a tres meses. La mayoría de los expertos dicen que ese período es ahora más corto que antes del acuerdo.

Irán niega buscar armas nucleares y dice que solo quiere dominar la tecnología nuclear con fines pacíficos.

A cambio de las restricciones nucleares, el acuerdo de 2015 alcanzado por Irán y seis potencias principales (Gran Bretaña, China, Francia, Alemania, Rusia y Estados Unidos) levantó muchas sanciones de Estados Unidos, la Unión Europea y la ONU a la República Islámica.

Sin embargo, después de más de dos años de adhesión iraní a las restricciones básicas, el entonces presidente Donald Trump sacó a Estados Unidos del acuerdo en 2018, calificándolo de demasiado suave con Teherán, y volvió a imponer dolorosas sanciones económicas estadounidenses a Teherán. Teherán tomó represalias a partir de 2019 violando muchos de los límites del acuerdo sobre el enriquecimiento y otras restricciones, y avanzando mucho más allá de ellos.

Con los beneficios nucleares del acuerdo ahora gravemente erosionados, algunos funcionarios occidentales dicen que queda poco tiempo antes de que la base del acuerdo se dañe irreparablemente.

El presidente francés, Emmanuel Macron, dijo que pensaba que era probable que la ronda actual de conversaciones no tuviera éxito y pareció mirar más allá de ellos, insinuando la participación de más naciones, como los estados del Golfo Pérsico, en una discusión más amplia si las conversaciones de Viena fracasan. «Creo que es muy difícil llegar a un acuerdo si los países del Golfo, Israel, todos aquellos cuya seguridad se ve directamente afectada, no participan», dijo a los periodistas en Dubai.

Postura firme

La postura intransigente del negociador nuclear iraní Ali Bagheri Kani es que desde que Washington abandonó el acuerdo, debería dar el primer paso levantando todas las sanciones impuestas a Teherán desde entonces, incluso aquellas no relacionadas con las actividades nucleares de Teherán.

Bagheri Kani dijo a Reuters el lunes que Estados Unidos y sus aliados occidentales también deberían ofrecer garantías a Irán de que no se le impondrán nuevas sanciones en el futuro. Sin embargo, dejó la puerta entreabierta para más conversaciones al decir que las naciones europeas podrían proponer sus propios borradores para su discusión, informaron los medios estatales iraníes.

Los negociadores occidentales toman el regreso al acuerdo original como su línea de base, lo que significa que si Irán quiere un alivio de las sanciones más allá, Teherán debería aceptar más restricciones nucleares. Las conversaciones, en las que otros se desplazan entre diplomáticos estadounidenses e iraníes porque Irán se niega a reunirse cara a cara con funcionarios estadounidenses, se reanudarán a mitad de semana.

Artículo anteriorWindows 11 pronto podría hacer que cambiar su navegador predeterminado sea mucho más fácil
Artículo siguienteSudáfrica afectada por micrones puede vislumbrar el futuro